jueves, enero 25, 2007

Al momento de nacer


Pequeño Renacuajo:
¡Felicitaciones! Dentro de pocos días ya vas a tener aspecto casi humano. En estos días creces que da miedo: ya debes tener como 1 centímetro, aunque la mayor parte de ese centímetro es tu cabeza. No te preocupes, con el tiempo te irás volviendo más proporcionado (... aunque hay gente que se queda cabezona de por vida, como tu tío Cali, pero eso merece un post aparte). Tus manos y pies son como aletitas (¿ahora entiendes por qué te llamo renacuajo?) y a tu mamá no le estás causando demasiadas molestias, al margen de las náuseas en la mañana (o morning sickness como le dicen los gringos en el país donde viven tus papás).
Hoy día estuve pensando en algo, y te lo tengo que contar. Estuve pensando en que si la manera en que uno viene al mundo es decisiva para cómo te vas a comportar por el resto de tu vida. Te cuento un secreto:

yo nací en un globo.

No un globo aerostático ni nada por el estilo; lo que sucede es que tu abuela, cuando me tuvo a mí, nunca rompió la fuente, por lo que salí con todo y saco amniótico (de ciencia ficción, lo sé). Las enfermeras tuvieron que pinchar el saco para que salga yo, por lo que técnicamente nací después de que mi madre me parió. ¿Genial, no?

Y eso no es todo.

Cuando nací, no paraba de llorar. No llorar-llorar-chillidosestrepitososdeseomorir, sino ese llanto tranquilito y sin ruido; un lagrimeo permanente de mis ojos a pesar de cualquier alegría que pudiera estar sintiendo. Ludovico, quien es mi oftalmólogo hasta el día de hoy, dijo que tenía no se qué conducto obstruido por lo que me masajearon los ojos por unos días y voilá, santo remedio.

La pregunta es: ¿el globo y el lagrimeo habrán influido en cómo soy ahora? Metida en mi propio saquito, mi mundo, y llorándolo siempre todo a pesar de las alegrías? ¿Melancolía, creo que le dicen?
Espero encontrar una pronta respuesta. Por lo pronto, más te vale que no le des muchos disgustos a tu madre, que ya suficiente está haciendo con cargarte en la barriga por ¡9 meses! para que encima la estés haciendo sentir malita.

mi nick hoy: [ todo pasa por algo... y todo pasa... ]
escuchando: Barely Breathing, de Duncan Sheik.
estado de salud: con moco y tos
días que vengo tomando sopa de pollo: 4

5 comentarios:

darling dijo...

Me encantan tus cartas al pequeño renacuajo Aunt Mariella :)

serendipity dijo...

Yo creo que mas que la forma de nacer,son las circuntancias las que muchas veces influyen en que cada uno sea ua persona maravillosamente especial. Por ejemplo a tu sobrino, que asumo por tu emocion es tu primer sobrino, va a ser un gran tesoro para ti y tu familia, y bajo esas circunstancias, el siempre va a ser muy especial, un especial-diferente al resto de sobrinos por venir. Siguele escribiendo que me encanta como desde ya, él/ella es una personita que se integra poco a poco a este mundo.
Saludos!!!

Anónimo dijo...

Que hermoso!!, yo hace unos cortitos diez meses fui mama de un "renacuajito" ya que nacio seismesino y estoy totalmente de acuerdo con lo que planteas en este post. Santi (mi hijo) tenía fecha de nacimiento para fines de junio, y el muy bestia nacio a mediados de marzo; con tanto tiempo de diferencia no querían que nazca, me hicieron estudios para ver porqué estaba con trabajo de parto... no encontraron nada. Asustados los médicos me tiraron a matar... "El parto es muy peligroso para el bebé, tenemos miedo de que no respire" con 1,5 kg, nacio el ahora bestia, que con solo quince dias de internacion en neonatologia consiguio aumentar el peso, y sin ningun problemita respiratorio vino para casa.
Hoy con sus pequeños diez meses de vida es caprichoso como el solo puede serlo, y siempre logra lo que quiere, será que por eso nació cuando quiso?? Vaya uno a saber...

Ceci dijo...

Querida cool aunt Mariella. Tus post al pequenho renacuajo son un exito. Me encantan!!!! y tambien los comentarios que te escriben, No dejes de postear sobre nuesto zigotin. Besos......

RacuRock dijo...

hace tres semanas soy padre... y mi flaka dice que iba a fastidiar en la noche porque mientras mi bebe estaba en la panzita solo en la noche se movia... y lo dicho al echo hay un estrecho.. ahora no duermo buhuhuhuhu... bueno no siempre.. pero esta pekenita me hace ver la luna todas las noches
Pero que bella que es... no.. la luna no... la nena

El gran RacuRock